Si hay algo que me sorprendió al ver el resultado de las fotos que tomamos diez fotógrafas reunidas bajo un mismo techo fotografiando al mismo sujeto, son las grandes diferencias que puede haber de un ojo a otro. De una forma de mirar a otra. De una forma de encuadrar a otra. De una forma de procesar a otra.

Por supuesto que uno espera encontrar diferencias, claro. Pero pensé que lo que más peso tendría sería la edición final de la imagen, y creo que me equivocaba: es un cúmulo de cosas.

No todas usamos la misma cámara. Ni la misma óptica. No todas medimos lo mismo (¡yo soy del club de las bajitas!). No todas revelamos los archivos originales con el mismo software. Cada una adopta una postura de disparo, cada una usa su punto de enfoque. Cada una expone a su manera. Cada una aplica un perfil de cámara diferente. Cada una encuadra y retoca a su manera.

Para muestra, un botón: jipicombination2

Quizás no es la mejor imagen que podría haber elegido, porque el tono verde-amarillo de los tejidos marca mucho y no ayuda a ver bien los tonos carne. Pero Júlia es de los pocos bebés que prácticamente fotografiamos todas en el mismo momento.

Y quizás sobra decir esto, pero… para encontrar a vuestra fotógrafa (o fotógrafo), buscadla. Mirad fotos, y más fotos, y más fotos.

Porque queremos enamoraros con lo que hacemos, y que las fotos os lleguen y os emocionen. Porque queremos que vuestra forma de ver sintonice con nuestra forma de mirar. Porque no hay dos fotógrafos iguales. Pero, sobre todo, porque estáis eligiendo la mirada que retratará a vuestro bebé en sus primeros días de vida.

* Fotos de Amparo Palop, Claudia Gereit, Cristina Tramullas, Estefanía Abad, Eva Menacho, Manoli Fernández, Miriam Gironés, Olga Pareja, Susana García y una servidora, mostradas sin ningún orden específico.

 

A %d blogueros les gusta esto: